Abrazo a la Plaza Ciudad de Banff: muchos vecinos, y ningún Juntista

El Sábado 22 de Febrero, se realizó el “abrazo” a la Plaza Ciudad de Banff convocado por el Consejo Consultivo Comunal. Vecinos presentes, Juntistas y funcionarios ausentes, y propuestas para mejorar el espacio verde.

Muchos vecinos de Versailles se sumaron al "abrazo". Lo encabezó una gran bandera argentina.

Muchos vecinos de Versailles se sumaron al “abrazo”. Lo encabezó una gran bandera argentina.

Una larga bandera argentina encabezó el “abrazo” a la Plaza Ciudad de Banff, de Roma y Arregui, en el barrio de Versailles.

Convocados por el Consejo Consultivo Comunal (CCC), vecinos cansados de soportar la media sombra que rodea lo que debería ser el patio de juegos de la Plaza, salieron ese Sábado a la tardecita a manifestarse y mostrar su reclamo para que de una buena vez finalicen la obra.

Los integrantes de la Comisión de Relevamiento del CCC explicaron a los nuevos vecinos, la historieta burocrática de por qué no se termina el patio de juegos (para más información, haga click aquí).

 Los funcionarios del gobierno central y de la Comuna 10, no entienden (¿no les importa?) la necesidad de los vecinos de tener terminada, cuanto antes, esa obra.

También fue un intento por interrumpir la larga siesta que duermen los funcionarios del gobierno central y de la Comuna 10, que no entienden (¿no les importa?) la necesidad de los vecinos de tener terminada, cuanto antes, esa obra.

Anterior al abrazo, se evaluó la posibilidad de encarar el reclamo por otras vías (por ejemplo, la judicial). Y también, incluir modificaciones al proyecto inicial (en el que no se tuvieron en cuenta las sugerencias de los vecinos, que habían sido convocados a tal efecto, y que aportaron ideas y su tiempo… al divino botón).

Lo interesante es que, a través de estos encuentros, nuevos vecinos se van sumando al Consejo Consultivo Comunal, y conocen cómo funciona la Comuna.

Y LOS JUNTISTAS… ¿DÓNDE ESTÁN?

Nunca –en estos encuentros vecinales- apareció nadie del gobierno central, que por cuestiones presupuestarias es el encargado de terminar la obra, y es quien debe resolver el tema de la “firmita” que falta.

En realidad, según la Constitución y la ley 1.777, la responsable de la Plaza es la Comuna 10 (el Presidente Agustín Ferrari es el encargado del cuidado y mantenimiento de todos los espacios verdes en los barrios de Floresta, Monte Castro, Velez Sarsfield, Villa Luro, Villa Real y Versailles).

Pero como el gobierno de Macri (apoyado por el bloque FPV en la Legislatura) no gira los fondos correspondientes, mientras eso no ocurra será el gobierno central de la Ciudad el que siga decidiendo qué se arregla y qué no.

Lamentablemente, ni uno solo de los siete Juntistas se acercó a la Plaza para encabezar y respaldar el reclamo vecinal, o simplemente, para escuchar qué necesitan los ciudadanos de Versailles: estuvieron ausentes el Presidente Agustín Ferrari, y las Juntistas Diana Patané, Teresa Fernández y Osvaldo Vega (todos ellos del PRO); Leonardo Farías y Cynthia Salama (FPV); Maru Lopes (MST), quienes fueron elegidos por TODOS los ciudadanos de la Comuna 10, para que ESTÉN PRESENTES Y SE HAGAN CARGO de los problemas.

Los integrantes de la Junta Comunal van a argumentar lo de siempre: que ellos no pueden hacer nada… Más allá de esta realidad coyuntural, los vecinos necesitan tener a los Juntistas al frente de sus reclamos.

Para eso los votaron. Para que los escuchen, al menos, ya que no cuentan con las herramientas para resolver casi nada (ni presupuesto, ni personal, ni oficina, ni teléfono, ni… nada).

Ahora, si los Juntistas se “borran”, y no les explican a los vecinos cuál es la situación real, y no son capaces de asumir como propios los reclamos de la comunidad a la que representan… Va a ser muy difícil que los vecinos confíen en ellos. O que vuelvan a confiarles su voto, llegado el momento.

UNA PLAZA QUE ERA LINDA…

Una breve recorrida por el espacio verde de Roma y Arregui, dará cuenta que el abandono se apoderó del lugar: el banco donde se junta un grupo de muchachos, está lleno de basura, botellas y jeringas. Los contenedores de la empresa Nittida, colocados en dos esquinas, rebalsan de basura. El obrador en que fue convertido el patio de juegos, muestra el deterioro de los materiales que allí están (incluídos los juegos), desde hace meses, esperando que se termine la obra.

Los contenedores de Nittida rebalsan de basura en dos esquinas de la Plaza.

Los contenedores de Nittida rebalsan de basura en dos esquinas de la Plaza.

Dentro de la media sombra que rodea al obrador, se sumaron al precario paisaje los baldosones de plástico, que aparecieron “casualmente” después de la primera reunión vecinal, ocurrida el Sábado 15 de Febrero.

Un panorama sombrío, en una Plaza que es hermosa, y que los vecinos están empeñados en recuperar. Más allá de la burocracia, y de los “borrados”.

Por Claudio Serrentino

Fotos: La Bocina