Lluvia de brea en la General Paz, a la altura de Versailles: 30 autos dañados y 60 heridos

 

El Viernes 30 de Enero, alrededor de las 0.30, en la General Paz -mano que conduce al Río de la Plata, a la altura de la calle Tinogasta- un camión que participaba de obras de mantenimiento y reasfaltado en la autopista empezó a derramar alquitrán, que afectó a unos 30 coches y a 60 personas, algunas de ellas “bañadas en alquitrán”.

Personal del SAME atendiendo a los afectados por la brea.

Personal del SAME atendiendo a los afectados por la brea.

El director del SAME, Alberto Crescenti, informó que en el operativo trabajaron 15 ambulancias “que atendieron a unas 60 personas”.

“Consultamos con el Centro Toxicológico del SAME y con la división de Sustancias Peligrosas de los Bomberos y decidimos trasladar a los que tenían muchas salpicaduras de alquitrán alrededor de los ojos”, detalló, y agregó que “afortunadamente la sustancia no estaba caliente porque hubiera sido mucho peor” ya que algunos de los heridos “estaban prácticamente bañados en alquitrán”.

Al menos 60 personas resultaron heridas: ocho de ellas debieron ser trasladadas a centros de salud cercanos, tres al hospital Lagleyze y otras cinco al Santa Lucía.

Personal médico del Hospital Lagleyze confirmó que además de las tres personas trasladadas allí por las ambulancias del SAME se presentaron “otras 5 personas que también fueron afectadas por el derrame de brea”. Sin embargo, “no presentaban heridas de gravedad, la mayoría eran lesiones irritativas o lesiones superficiales en la córnea”.

Cerca de las 7, “todos los heridos fueron dados de alta con tratamiento tópico, pautas de alarma y control”, afirmó la fuente.

En este sentido, la especialista de la Unidad de Toxicología del Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez, Laura Ferreiros, explicó que el contacto con alquitrán puede producir quemaduras de distinto nivel de gravedad, dependiendo “del tiempo y de las características del contacto”, aunque en el caso del accidente de esta madrugada “la exposición a la brea fue de poco tiempo, por eso es poco probable que haya un nivel de gravedad importante”, según especialista.

Ferreiros precisó que los efectos del alquitrán en el cuerpo “dependen de los lugares donde se produce la exposición, que en este caso fue la piel y a nivel ocular”.

La especialista recomendó que en este tipo de ocasiones lo primero que hay que hacer es “salir del lugar de exposición y luego, cuando la piel es la zona afectada, hacer un baño por arrastre con agua o aceite de tipo vegetal”.

“El baño por arrastre es colocarse debajo de la ducha y no refregarse, porque puede generar mayor lesión, precisó.

En tanto, cuando la zona afectada es la vista ,“hay que lavarse también con agua de la canilla o la ducha y hacer la consulta oftalmológica para evaluar si existió algún tipo de lesión”, señaló.

LA AUTOPISTA DEBERÁ HACERSE CARGO DE LOS DAÑOS

Si bien el derrame en el barrio porteño de Versailles se produjo desde un camión de la empresa Vial Ecc, la responsabilidad de los accidentes en este tipo de casos recae sobre el concesionario de la obra, que en este caso es Ausol, quien debe subsanar a los damnificados.

Probablemente los vehículos dañados deberán ser pintados, limpiados y reparados, indicó Axel Dell’Olio ( jefe de Seguridad Vial de la Asociación de Periodistas de Tránsito y Transporte de la República Argentina), y afirmó que quien debe hacerse cargo no es el seguro del damnificado sino “quien ocasiona el daño”.

Dell’Olio, aclaró que, desde un punto de vista civil, es el concesionario de la obra el responsable de los daños económicos, materiales y las consecuencias que devienen de esos hechos.

Fuente: Télam

Fotos: Twitter Alejo Rodríguez e Infobae