Del paraavalanchas a la Junta Comunal 10, pasando por la Legislatura

El canal de noticias C5N difundió un informe titulado “El Comunero Barrabrava” en el que se ocupa del futuro Presidente de la Comuna 10, Daniel D’ippolito, sindicado como “segundo de La Pandilla”, grupo de barrabravas del Club Velez Sarsfield. El bloque K de la Junta Comunal pide “explicaciones” al PRO, el bloque ECO hace silencio. ¿Quiénes fueron los dirigentes partidarios que lo “ayudaron” a llegar a ese puesto?

Diego Santilli, Daniel D'ippolito y Horacio Rodríguez Larreta.

Diego Santilli, Daniel D’ippolito y Horacio Rodríguez Larreta.

El canal de noticias C5N emitió un informe titulado “El Comunero Barrabrava” en el que se lo ve al futuro Presidente Comunal Daniel D’ippolito -más conocido como el Tano Cufi-, en su rol de barrabrava de Velez. La filmación es de hace seis años, cuando el canal Discovery Channel investigaba el tema.

La producción televisiva incluye errores y omisiones: D’ippolito no es Presidente actual de la Comuna 10, sino que asumirá el 10 de Diciembre próximo; no todos los Comuneros cobran $ 42.000, sólo los Presidentes (los conductores hablan del sueldo de los Comuneros pero no saben qué es lo que hacen, si no, lo hubieran explicado; cómo se puede evaluar que un sueldo es alto/bajo sin tener claro cuál es la función que se desempeña); además, el informe omite un dato que no es menor: el protagonista del informe es Subsecretario de la Legislatura porteña.

Daniel D’ippolito no sólo será Presidente de la Junta Comunal 10: también cumple otras funciones, partidarias e institucionales. Es Secretario General del partido PRO en la Comuna 10. Colabora activamente con la campaña de Néstor Grindetti, quien se postula a Intendente de Lanús. Y desde 2012, es Subsecretario de Asistencia Técnica Administrativa en la Legislatura porteña.

Es decir: una persona de confianza para el partido que encabeza Mauricio Macri. No es raro que un dirigente político vaya ascendiendo en el organigrama de su partido, si es que hace bien la tarea.

Pero… ¿cómo llegó D’ippolito a escalar tan rápidamente en el gobierno PRO? Según una vieja nota del periodista –“especializado” en barrabravas- Gustavo Grabia, publicada en el diario “Olé” en 2009, el Tano Cufi llegó a ser segundo de La Pandilla de Liniers, “desde su alianza con el PRO -del que es contratista municipal- y suele manejar un Mini Cooper”.

Una planilla publicada en el Boletín Oficial de la Ciudad deja ver que por entonces, era “asesor” del gobierno porteño.

El sitio “Big Bang News” asegura que cuando murió “Marquitos” -capo de La Pandilla- en 2011, “D’Ippolito abandonó el paraavalancha y se volcó de lleno a la política de la mano del macrismo, con éxito asegurado. Pero su poder fue tanto que el documental ‘Real Football Stories’, un programa de Discovery que se grababa alrededor del mundo para mostrar la violencia barrabrava, lo tuvo en un rol estelar.

En plena campaña para elegir Presidente, y en medio de acusaciones cruzadas de distinto tenor contra la gestión Macri, reaparece el pasado del Tano Cufi. Es curioso que el tema resurja ahora, y no cuando D’ippolito hizo campaña electoral para ocupar ese puesto.

Bueno, en realidad, durante la etapa proselitista, el candidato no se dejó ver demasiado. Tanto en las PASO como en las elecciones locales, D’ippolito se negó a hablar con los medios, No quiso participar de un debate con los otros candidatos a integrar la Junta Comunal. Cuando hizo campaña por los barrios de la Comuna 10, fue siempre detrás de alguna figura importante, como Horacio Rodríguez Larreta o la diputada Karina Spalla.

Antes de las PASO locales, circuló un mail que reproducía un fragmento de aquel documental, en el que se lo ve a D’ippolito en primer plano, haciendo alharaca del poder que tenía entonces: él y otros de sus “colegas” toman cerveza en el campo de juego de Velez Sarsfield, atendidos por un valet. A raíz de aquel mail, el programa radial “La Bocina de Mi Barrio” lo invitó a dar sus pareceres sobre el asunto: también se negó.

Aquella información era del conocimiento de los Comuneros del Frente para la Victoria actuales, que además que volvieron a presentarse a las elecciones,  y obtuvieron la reelección: Cynthia Salama y Leonardo Farías.

Entonces -pese a que competían en las urnas con D’ippolito- no se expidieron públicamente. Ahora sí. A través de un comunicado, dicen:

“Ante la investigación difundida en el canal de noticias C5N con relación al Presidente electo de la Junta Comunal 10, Daniel D’ippolito, y su pertenencia a la barra brava del Club Velez Sarsfield, nos vemos en el deber de requerir al partido al que el señor D’ippolito pertenece, las explicaciones pertinentes. Creemos que los Comuneros debemos estar a la altura de las circunstancias para ejercer un cargo al que los vecinos de la Ciudad han elegido por el voto popular.

Estar a la altura significa poseer la idoneidad moral, cumplir con la Ley de Ética en el Ejercicio de la Función Pública y honrar el compromiso con la voluntad ciudadana para ejercer el cargo”.

El comunicado fue emitido el 30 de Septiembre pasado; aún no se sabe si los Comuneros establecieron contactos con el PRO, y cuál fue la respuesta obtenida.

Este medio también consultó a la Comunera electa por ECO, Daniela Mesplede. Hasta ahora, la respuesta fue el silencio.

De todas maneras, la pregunta queda flotando para los dirigentes del PRO Mauricio Macri, María Eugenia Vidal, Horacio Rodríguez Larreta, Diego Santilli, Cristian Ritondo, Eduardo Macchiavelli. ¿Cuáles fueron los méritos de D’ippolito para llegar a gobernar la Comuna 10? Porque no llegó sólo a ese lugar. Alguien lo habrá avalado, por algunas razones que sería bueno conocer.

Claudio Serrentino

Video: You Tube C5N. Foto: Facebook Daniel D’ippolito


A %d blogueros les gusta esto: