El Día del Maestro en la escuela «República del Portugal» se convirtió en un acto de censura por parte del gobierno porteño, que trascendió en los grandes medios. Repudio de Ciro, perdón de los supervisores, y los padres que convocan a cantar la canción «prohibida» en la puerta de la escuela.

Después de un ensayo general con los alumnos del turno tarde, la Supervisión del Distrito Escolar 18 le sugirió a la Directora de la Escuela «República del Portugal» que no podrían cantar la canción «Antes y después», de Ciro y Los Persas, porque -según argumentaron- «hace años se había utilizado como promoción de una campaña política».

La canción, efectivamente, había sido utilizada en un acto de Cristina F. de Kirchner en 2017.

Lo concreto es que el día del acto, Viernes 13 de Septiembre, los alumnos de sexto y séptimo se quedaron sin cantar la canción.

«La realidad es que los docentes desconocíamos esto, el objetivo había sido elegir una canción alegre para cerrar el acto, donde docentes iban a tocar instrumentos, e íbamos a convocar a las familias a que nos acompañaran a cantarla», explicó la directora en el acto por el Día del Maestro.

El tema trascendió en los grandes medios porque Broder Bastos, bajista de Ciro y Los Persas, estaba presente en el acto, ya que su hija va a esa escuela. El músico iba a tocar la canción con los chicos, y en el acto se lo vió visiblemente molesto con la decisión tomada.

Luego, la filmación del momento en que la directora explica las razones de la censura durante el acto se sube a Twitter.

Poco después, desde la cuenta oficial de Andrés Ciro Martínez-@ciroylospersas- se tuiteaba:

«Repudiamos la censura ejercida x las autoridades de la Escuela 23 D. E. 18 p/ con los chicos q prepararon ntra canción, sea x el motivo q fuere. Es desconocer un derecho e ignorar que la gente la canta hace 10 años en estadios y dde toquemos. Penoso. Ridículo. Oscuro. Lamentable».

Tan penoso, oscuro, ridículo y lamentable fue, que el supervisor del Distrito Escolar 18, Omar Monfort, y el director del Área de Educación Primaria Marcelo Bruno, debieron dar sus explicaciones ante un grupo de padres.

En el intento de explicar lo inexplicable, las autoridades alegaron que habían recibido «una denuncia anónima».

«Reconocieron que su intervención fue sin intención pero que su acto de censura provocó algo muchísimo más grave. Recibimos un pedido de disculpas junto con el compromiso de que realizarán un acto reparador en la escuela y que se trabajará sobre los temas planteados«, informaron los padres a través de un comunicado.

Mientras esperan que «esto sea reparado como se debe por las autoridades distritales», los padres cantarán la canción censurada el próximo Viernes 20 de Septiembre, a las 12.30, en la puerta de la escuela.

Claudio Serrentino

Imagen: Twitter Andrés Ciro Martínez