La necesidad que genera la emergencia, obliga a las ONG’s que ayudan a las personas más desprotegidas, a utilizar el ingenio. Es el caso de Acción PSC (Personas en Situación de Calle), que en esta nota explica cómo se organizaron para generar elementos de abrigo, no desperdiciar alimentos y recuperar juguetes.

En línea con las corrientes actuales de sustentabilidad, y ante una situación de emergencia en la cual se observa un número creciente de personas en situación de calle, la agrupación Accion PSC adopta a diario varios gestos anti desperdicio.

Ingenio para usar la totalidad del alimento, reciclado de sachets de lácteos para hacer mantas aislantes o reacondicionamiento de juguetes: cada recurso es aprovechado al máximo posible para asistir a quienes lo necesitan.

Acción PSC: una evolución creciente desde el 2017

Desde el 2017, la asociación porteña Acción PSC (Personas en Situación de Calle) no ha parado de crecer, tanto en numero de voluntarios como en el área cubierta. De 5 integrantes y algunas cuadras de Vélez Sarsfield, pasó a cerca de 90 voluntarios y 6 comunas (la 7, la 9, la 10, la 11 y la 15) de la Ciudad de Buenos Aires.

Las ganas de servir un objetivo común en un contexto socioeconómico difícil, una red de solidaridad perfectamente tejida para ser eficiente son algunas de las explicaciones de este crecimiento. Pero otra cualidad que hizo durable el proyecto es el ingenio diario de sus integrantes para sacar recursos donde no los hay, cuando la ayuda de las autoridades locales es insuficiente.

Video 3 años Acción PSC

Ingenio para rescatar alimentos y aprovecharlos al máximo posible

En las cocinas de los y las voluntari@s que preparan las viandas para las dos a tres recorridas semanales, no se desperdicia nada. Verduras y frutas que podrían haber sido descartadas por comercios donantes se convierten en deliciosas y nutritivas viandas. Y se aprovecha, siempre que es posible, la totalidad del alimento. Las pieles de las verduras son convertidas en ricas chips o la cáscara de la naranja en naranjitas en almíbar: un mimo para los vecinos.

Las viandas luego viajan en conservadoras -que las mantienen calientes- que fueron descartadas por protocolo después de un solo uso por droguerías y farmacias.

Mantas aislantes hechas a partir de sachets reciclados

Además de la necesidad de proveer viandas calientes, con la llegada del frío, es esencial poder proveer abrigo a los vecinos en calle, pero muchas veces, las donaciones de frazadas escasean. En este contexto, algunos voluntarios de la Acción PSC tuvieron la idea de utilizar sachets de leche o de yogurt, por su propiedad aislante, para fabricar mantas térmicas.

En línea con la tarea de la organización La Sachetera, el proyecto Abrigando almas rescata ese material útil que recibe en donación. Las bolsas son lavadas, cortadas y ensambladas. El resultado: una manta de emergencia funcional hecha con un tejido inteligente. Una iniciativa que, por otro lado, permite darle un segundo uso al sachet, tan consumido en Argentina (¡entre 7 a 10 en promedio por familia, y por semana!).  

Video fabricación de mantas aislantes

Juguetes reacondicionados destinados a una nueva familia

Más allá de las necesidades vitales y urgentes de los vecinos en calle, que la agrupación trata de cubrir, están las otras, iguales de importantes: sentirse visibilizado e incluido. Algo que los más chicos, que viven con sus familias en condiciones precarias precisan, igual que los grandes.

En unos días, en muchos hogares se celebrará el Día del Niño en nuestro país. Con la idea de un festejo más inclusivo, unos voluntarios de la agrupación propusieron colectar juguetes usados y en buen estado, reacondicionarlos y envolverlos en un papel de regalo para darles una segunda vida. El día de la fecha, serán repartidos entre los vecinos más pequeños, mayormente de familias hoteladas, que los recorredores visitan. Juguetes no sólo son juguetes: son parte del camino hacia una posibilidad de integración.

¿Cómo ayudar?

En tiempos de cuarentena, la cantidad de vecinos a visitar casi duplicó, y parte de los voluntarios, por ser parte de la población de riesgo, se tuvieron que resguardar. Más que nunca, es necesario sumar manos a la obra.

  • Para sumarse como voluntario (recorriendo o cocinando desde casa)
  • Para donar sachets, alimentos, ropa o abrigo, contactarse mediante las redes sociales de Acción PSC. Para donar juguetes, contactarse preferentemente antes del 16 de agosto (fecha del día del niño)
  • Para hacer una donación por Mercado Pago: http://www.accionpsc.com/donaciones.xhtml

Canales de contacto:

Facebook: https://www.facebook.com/accionpsc/

Instagram: @accionpsc

http://www.accionpsc.com/

accionpsc@gmail.com

#NadieMasEnLaCalle